IGP lamenta el fallecimiento del reconocido ingeniero sísmico Julio Kuroiwa y honra su contribución a la gestión del riesgo de desastres en el Perú

Dr. Hernando Tavera, presidente ejecutivo del IGP junto al Ing. Julio Kuroiwa

La comunidad científica se encuentra de duelo. El Ing. Julio Kuroiwa, considerado el padre de la ingeniería sísmica en el Perú, falleció hoy a los 83 años .

El Instituto Geofísico del Perú (IGP) expresa su más sentidas y profundas condolencias ante el fallecimiento del Ing. Kuroiwa, profesional peruano reconocido nacional e internacionalmente, quien contribuyó enormemente  a  la Gestión del Riesgo de Desastres en el Perú.

“La mejor alarma para proteger vidas humanas es la información”, Ing. Kuroiwa.

El Ing. Kuroiwa ha sido un importante referente para nuestro país y el extranjero en investigaciones sísmicas y mitigación de desastres. Gracias a su gran trabajo  e invaluable aporte a la prevención de desastres, su legado quedará como enseñanza para nuestro país.

"Don Julio, amigo y maestro: Desde que nos cruzamos en el camino, vimos al Perú como nuestro principal objetivo: yo de la mano de los terremotos y usted de la gestión del Riesgo de Desastres. Fue usted quien me señaló el camino; ahora, solo me queda seguir sus huellas.
Hasta luego, Don Julio"
, expresó el Dr. Hernando Tavera.